En medio de una nueva escalada de casos COVID, el presidente Luis Arce sostuvo este lunes que las negociaciones para las compras de vacunas se hacen sin intermediario y que los anuncios al respecto se realizarán cuando haya resultados concretos.

“Las negociaciones para la compra de las vacunas contra la Covid-19 se realizan directamente con los laboratorios, a través de sus gobiernos y sin intermediarios. No vamos a especular con la salud de las y los bolivianos. Los anuncios se hacen sobre resultados concretos”, afirmó mediante redes sociales.

Señaló también que, además de las 5,2 millones de vacunas Sputnik-V, cuyo contrato ya fue firmado, y las dosis que llegarán del mecanismo COVAX, se están gestionando más vacunas para una “inmunización suficiente en la población boliviana”.

Bolivia solicitó a COVAX una cantidad de vacunas para el 20% de la población, que significa alrededor de 2,2 millones de personas. Ese monto sumado al de las Sputnik suman 7,4 millones de vacunas, habiendo un saldo 3,6 millones para llegar a la totalidad de la población.

Deja una respuesta