VOCES

Jueces de diferentes estados norteamericanos expresan frustración ante las demandas legales interpuestas por la campaña del presidente Donald Trump, quien hasta hoy se niega a reconocer su derrota en las elecciones del 3 de noviembre.
En el condado de Clark, en Nevada, los abogados republicanos se quejaron de que sus observadores en los comicios no estuvieron lo suficientemente cerca para escuchar lo que decían los trabajadores electorales, una queja rechazada por el magistrado de distrito Andrew Gordon.

Según reportó la cadena de televisión ABC News, el juez preguntó ‘¿en qué momento esto se vuelve ridículo’, ante los casos impulsados por la campaña de Trump, y luego falló en su contra.

El medio sostuvo que escenas de ese tipo se volvieron cada vez más comunes en los juzgados de todo el país a medida que el mandatario, quien perdió su reelección ante el demócrata Joe Biden, continúa realizando, sin sustento, acusaciones de fraude y mala conducta electoral.

Karl Racine, fiscal general del Distrito de Columbia, manifestó en un diálogo con periodistas que, en numerosos casos, los abogados republicanos presentaron declaraciones juradas para luego retirarlas de inmediato por no pasar el escrutinio de los tribunales.

No me sorprendería que, si continúan estas acusaciones infundadas, los jueces comenzarán a amenazar y a imponer sanciones, añadió.

En total, la campaña de Trump y sus partidarios interpusieron al menos 18 desafíos legales en estados con resultados muy reñidos, donde el mandatario se ubicó por detrás de Biden por un margen estrecho.

Hasta el momento el equipo del presidente solo obtuvo dos fallos favorables y sufrió numerosas derrotas, tanto ante jueces designados por gobernantes demócratas como por republicanos.

Mediante varios tuits publicados este domingo el jefe de la Casa Blanca reiteró su negativa a reconocer la victoria de Biden, a quien la mayoría de los grandes medios norteamericanos de prensa dieron como vencedor de los comicios con 306 votos electorales.

Un mensaje inicial difundido ayer, en el cual expresó que Biden ‘ganó porque la elección estaba amañada’, fue visto como la primera vez en que el republicano reconocía el triunfo de su rival, pero Trump luego aclaró que ese no era el caso.

Sólo ganó a los ojos de los medios de noticias falsas. «No concedo nada» Tenemos un largo camino por recorrer. áEsta fue una elección amañada!, escribió en el servicio de microblogging, solo unos días después de que el Departamento de Seguridad Nacional manifestó que estos comicios fueron ‘los más seguros de la historia’ del país.

Fuente: PRELA

Deja una respuesta