Se cree que es en respuesta a la atención hospitalaria del líder del Frente Polisario en España.

Alrededor de 3000 personas de nacionalidad marroquí nadaron este lunes hacia la ciudad española de Ceuta. Según la Delegación del Gobierno en Ceuta, aproximadamente 700 de los migrantes son menores de edad.

De acuerdo con policías en Ceuta, las autoridades marroquíes no han realizado ninguna acción para frenar el flujo indiscriminado de personas hacia territorio español. Ellos han tenido que salvar a personas que estaban a punto de morir ahogados. Según la Cadena SER, uno de los migrantes murió en el intento de nadar hacia Ceuta.

En abril, el gobierno Marroquí descubrió que el líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, fue atendido en un hospital español por una enfermedad desconocida. Este logró entrar a España con el nombre falso de Mohammed Ben Battouch.

Esto desencadenó fuertes condenas por parte de Marruecos. «¿Por qué las autoridades españolas consideraron que no había que informar a Marruecos (de la llegada de Ghali a España)? ¿Por qué prefirieron coordinar con los adversarios de Marruecos (en alusión a Argelia)? ¿Es normal que nos hayamos enterado por la prensa?», dijo el ministro de relaciones exteriores marroquí, Nasser Bourita. Incluso, cuestionó si España estaba dispuesta a sacrificar sus relaciones con Marruecos.

El país marroquí y la República Árabe Saharaui se encuentran en un conflicto por la soberanía saharaui. Por ahorita, el territorio de ellos se encuentra dentro de la soberanía marroquí, por lo que no cuentan con un país reconocido por la mayoría de la comunidad internacional. Brahim Ghali es el Presidente de la República Árabe Saharaui.

Deja una respuesta