sábado , abril 13 2024
Foto: David Ramírez

Periodistas y comunicadores se identifican con el legado de los cuatro periodistas holandeses asesinados en 1982

“Esto no puede quedar en el olvido. Es muy importante recordar todas las veces necesarias para que llegue a la sociedad y se entere de esta historia”, fueron las palabras de Karla Quiróa, una estudiante de periodismo de la Universidad de El Salvador (UES), tras conocer a profundidad el caso de los cuatro periodistas holandeses emboscada y asesinados durante el conflicto armado

En Santa Rita, Chalatenango, Koos Koster, Jan Kuiper, Joop Willemsen y Hans ter Laag de la cadena holandesa IKON TV, fueron emboscados y asesinados a punta de balas por un grupo de 25 militares que integraban el Batallón de Infantería de Reacción Inmediata (BIRI) Atonal de la Fuerza Armada de El Salvador.

En la visita al lugar donde se registraron los hechos, más de cien estudiantes de periodismo de la UES y de comunicaciones de la Universidad Centroamericana “José Simeón Cañas” (UCA) pudieron trasladarse a los años 80 e imaginarse todo lo que vivieron los periodistas holandeses.

“Es parte de la historia y nosotros como periodistas tenemos que conocer la historia de nuestro país. En este caso, seguir con el ejemplo de estos “héroes” para el periodismo”, dijo otro de los estudiantes.

Ni el sol abrazador, la sequedad del lugar, las piedras a cada centímetro o los desnivelado del terreno; nada importó a estos estudiantes avanzar, conocer aquel lugar e identificarse aún más con sus colegas periodistas que marcaron la historia.

“Ver la manera en que estas cuatro personas se arriesgaron para dar a conocer la verdad de lo que estaba sucediendo en el país es algo verdaderamente admirable. Dejaron un legado que nosotros como estudiantes no tenemos que ignorarlo”, dijo Carlos Barías, estudiante de periodismo.

Según Oscar Pérez, director-presidente de la Fundación Comunicándonos, la cual se encarga comunicacionalmente del caso de los cuatro periodistas holandeses, este caso es emblemático y paradigmático pues fueron emboscados y asesinados por cuerpos de seguridad del Estado salvadoreño, violentó el derecho a la vida y el de libertad de prensa. Además, señaló que el informe de la Comisión de la verdad de Naciones Unidas califica al mismo como un crimen de lesa humanidad.

Aunque en el caso han destacado algunos avances durante los últimos años, como la captura de altos mandos militares señalados como implicado en este crimen y la solicitud de extracción de otro, Oscar Pérez dijo que, a 42 años de lo sucedido, la verdad y justicia aún es una deuda estatal.

El viaje fue coordinado por la Fundación Comunicándonos en conjunto con profesores de ambas universidades. Esta fue la segunda ocasión que concentran en el lugar a estudiantes de periodismo y comunicación, y manifestaron que continuarán desarrollando la actividad para que la memoria de los periodistas holandeses no muera.

About David Ramírez

Periodista de VOCES

Otras noticias

Una mirada en blanco y negro tras el lente de un fotógrafo italiano que retrató a El Salvador en los 80´s

Con dos cámaras Nikon F2, lentes fotográficos, amor por la aventura y un objetivo claro …

Deja una respuesta