viernes , junio 24 2022

Entrevista con Graciela Ayala

FECHA DE GRABACIÓN 27 DE OCTUBRE 2021.

Graciela Ayala, médico, coautora de una plataforma de Liderazgo juvenil y una figura reconocida en las redes sociales salvadoreñas. El de 4 de marzo de 2021, Graciela denunció a Juan Diego Fiallos, creador de la plataforma activista “El Salvador S.O.S.” por el posible cometimiento del delito de expresiones de violencia contra la mujer. El caso se encuentra en la fase de instrucción formal y la jueza decretó sin reservas*

En horas de la tarde, el mismo día de la entrevista, Graciela compartió un documento, emitida por la jueza el pasado 15 de octubre de 2021, que expresa la «reserva parcial» a favor de ella en el caso.

Muy buenos días. Bienvenidos a todos nuestros seguidores de Voces Diario digital,  le saludamos en una nueva edición más de “La entrevista”. Hoy hablaremos sobre la violencia de género en el país y el papel que las autoridades tienen en estos casos. Para esto, hoy entrevistamos a Graciela Ayala; ella es médico, coautora de una plataforma de Liderazgo juvenil y una figura reconocida en las redes sociales salvadoreñas.

El de 4 de marzo de 2021, Graciela denunció a Juan Diego Fiallos, creador de la plataforma activista “El Salvador S.O.S.” por el posible cometimiento del delito de expresiones de violencia contra la mujer. El caso se encuentra en la fase de instrucción formal y la jueza decretó reserva parcial.

¿Qué tal, Graciela, cómo está?

Bien. Siempre llevando el ánimo y las cosas día a día y pues pensando positivo. Siempre.

Graciela, antes de entrar a que usted describa el caso y nos de detalles sobre este, quisiera saber cómo usted conoció a Juan Diego Fiallos. ¿Desde cuándo lo conoce?

Fíjate que realmente no es que lo conocí formalmente, sino que él se llevaba con un amigo mío, Abdías Murillo, un diseñador salvadoreño que murió hace unos años, y por casualidades de la vida nos vimos en uno que otro evento y pues … por el amigo en común nos tocó saludarnos. Pero nunca fuimos amigos, nunca fuimos compañeros o algo. Lo conocí alrededor de 2014.

¿Nunca tuvo una relación de amistad con Juan Diego Fiallos?

No, para nada.

¿Desde el 2014 solo fue un conocido que estaba en su circulo social?

Sí. En eventos que nos veíamos o cosas así pero realmente no era parte de su círculo.

¿En qué tipo de eventos veía que él se encontraba?

Más que todo en eventos de moda, porque en ese momento los dos éramos creadores de contenidos. Él tenía su blog, estaba en redes sociales y por eso es que logramos coincidir.

Si gusta, nos cuenta sobre su caso. ¿Qué fue lo que sucedió?

Entonces, en el caso hay muchas cosas que van más allá de la expresión de violencia, que como tal hay una ley. También cometió otros delitos que publicaron un correo del cual él no era el destinatario, lo que está penado, según el código penal. Cometió diferentes faltas por las cual el caso en el requerimiento de fiscalía no se ha puesto, sin embargo, yo lo expresé en la denuncia, yo los he expresado una y otra vez tratando de ampliar hechos porque sabemos que esos delitos han estado ahí.

Otro delito también, muy importante, es que al ser yo una persona con una discapacidad no visible o especial, eso también es penado con cárcel porque no podes denigrar a una persona por su discapacidad o sus problemas de salud, etc. Lo que más me molestó de fiscalía fue que, a pesar de ser una instancia del área penal, nunca quisieron señalar a esta persona por delitos penales que tienen sanciones de cárcel, de 1 a 3 años, los delitos que ya te comenté; siempre se quisieron ir solamente por expresiones de violencia porque en expresiones de violencia no hay cárcel sino que solo hay penas mínimas. La sanción máxima es de 24 salarios mínimos, lo cual en este caso a esta persona no le afectaría.

¿Qué fue lo que Juan Diego Fiallos le ha dicho? Usted menciona acosos e insultos pero, ¿qué es esencialmente lo que le ha dicho?

Por ejemplo, comenzó degradando mi imagen, mi trabajo. Otro de los delitos que se dio es “Difamación y calumnia”, que eso es de la vida privada y que no he ido por esa vía todavía. Llegó al punto de decir que a mí me habían expulsado de la universidad, de que yo no era médico. Empezó a decir muchísimas mentiras que iban más allá de criticar mi apariencia física. Usaba palabras soeces en los tuits. Ya llegaba al punto de escribirme directamente a mis redes sociales, por lo que lo tenía que bloquear, obviamente. Me amenazó que si yo decía algo o si lo seguía mencionando de qué le estaba denunciando, me dijo que las cosas se iban a poner bien mal.

Es una persona que realmente no solo se ha metido conmigo sino que también con mi familia, y no puedo abarcar tanto en hechos porque para eso estamos en fase de instrucción, que es donde se va a ampliar y donde yo también estoy buscando que se persiga los demás delitos.

Graciela, algo que no queda claro. Usted menciona que no era que se llevaba bien, no estaban en los círculos sociales; no se hablaban. Pero por qué esta persona (Juan) le escogió a usted como receptora de los insultos que pudiera haber dicho. ¿Por qué usted?

Fijate que lo que hemos hablado con algunos colegas médicos, pues nosotros obviamente nos formamos en sicología y en siquiatría, y pues casi siempre las personas que tienen ciertas frustraciones o ciertos, podría llamarse, problemas no resueltos o traumas tienden a proyectar o a transferir esas emociones negativas a ciertas personas, no necesariamente conocidas por ellos. Creo que esa persona simplemente se nota que hay mucha frustración, mucha ira, odio y simplemente lo transfiere a personas que están haciendo algo positivo o que ve que están haciendo algo que él no puede hacer o que no ha podido hacer.

Usted menciona que muchos de estos insultos que se llevaron acabo fue en redes sociales (Twitter). ¿Alguna de estas se llevó a cabo en persona?

Ninguna en persona, solamente por llamada telefónica y mensajes.

Ok, entonces ya sabiendo todo esto, ¿cuál fue para usted el detonante cuando usted finalmente realiza la denuncia? ¿Cuál fue la gota que derramó el vaso? Como decimos acá en El Salvador.

Fíjese que la gota que derramó el vaso fue que el año pasado yo le dije que si me seguía molestando durante la pandemia, que creo que fue una etapa difícil para todo, todos estábamos en el encierro y que él siguiera acosando y hostigando era bastante … no podría decir deplorable, sino que bastante poco compasivo y sobre todo sin ningún beneficio u oficio, pero la gota que derramó el vaso fue que continuó, yo estaba en primera línea y pues, incluso, puso tuits de que “ojalá me diera Covid” y toda la cosa, había incitado ya antes al suicidio, a que me matara y cuando ya lanzas ese tipo de tuits e incitas a – miren deberían matarla – creo que ya estás llegando a un tipo de violencia en el que en cualquier momento ya podes pasar de una violencia verbal a una violencia física.

Hay una herramienta que ocupamos mucho, o que se ocupa mucho en las instituciones de salud, que es un “Violentómetro” y él está rayando prácticamente en la violencia física porque ya el amenazar a tus testigos o a ti ya quiere decir que esa persona va a tomar una acción y te va a agreder físicamente. Tal vez no directamente esa persona pero sí puede mandar a alguien.

¿Usted trabaja en un hospital, Graciela?

Ahorita por la misma situación personal, mi papá está hospitalizado, ahorita he estado bastante mal de salud; lo del caso realmente a mi me ha afectado mucho y tuve que dejar mi plaza. Había pasado viendo situaciones de Covid de enero a junio de este año y realmente sopesé muchas cosas. Sopesé lo que era la familia. En ese momento estaba aislada para no tener riesgo de contagiar a mis papás, a mi hermana, a mi tía que son las personas con las que vivo y decidí que ese momento era para tomarme una pausa para mi bien porque llegué a estar incluso hospitalizada de lo mal que me sentía. Entonces dije – no puedo dar lo mejor de mi como médico ahorita, si no estoy bien – sin embargo sí apliqué recientemente al Hospital El Salvador porque se dio una demanda muy grande debido a los casos de Covid pero realmente, por lo mismos de las situaciones físicas que son en mi caso enfermedades crónicas, son un riesgo y siempre lo he sabido y me lo han dicho pero en este caso, por diferentes razones, no fui llamada pero solo es cuestión de tiempo de regresar a la primera línea.

¿Pero sí estaba trabajando en el sistema de salud durante la pandemia?

Sí. Con pacientes Covid sí, hasta junio, estaba en la Unidad Aguilar Rivas de acá en Santa Tecla.

Ya hablando sobre el caso, usted menciona que Fiallos le ha incitado al suicidio, que la ha difamado, que la ha insultado, ¿cuál o cómo ha sido el proceso que la fiscalía ha llevado con usted? ¿Han sido empáticos y sensibles con su caso?

Creo que lo que pasa muchas veces con las instituciones de gobierno es que llegas un punto en el que te deshumanizas cuando ves tantos casos de tantas gentes y no estoy diciendo que eso esté bien o mal, pero creo que nunca debes de deshumanizarte cuando estás en la parte pública, sobre todo en la Fiscalía, porque estás viendo casos ya del área penal, homicidios, violaciones, agresiones físicas y verbales.

Creo que ellos al inicio trataron de ser empáticos conmigo pero llegó un momento que sentí que tenían más empatía por el agresor que por mi. Siempre sentí que era como – solo nos vamos a ir por esto y vamos a hacer esto – y aunque yo dijera … o lo mencionara con el código penal o algo, no eran receptivos a mis ideas. Realmente ha sido un proceso bien difícil estar con ellos porque ha sido estar una y otra vez empujando el caso. Ha sido pedir reuniones, llamarles, a veces que no te contesten, o sea entiendo la carga de trabajo que hay, yo más que nadie entiende la carga de trabajo que hay porque he trabajado en un hospital y entiendo la carga de trabajo, pero no por eso te podes deshumanizar y no por eso podes ver a las personas como un expediente o como un número, creo que sobre todo en mi caso han visto que la violencia es palpable o real, creo que debieron haber actuado diferente.

Usted dice que no le hacían caso en cuanto a sus aportaciones, pero no me queda claro por qué menciona que parece que la Fiscalía empatizó más con el victimario.

Acordate que en todo proceso siempre, por cuestiones legales, se dice que la persona es inocente hasta que se le demuestre al final del proceso lo contrario, aunque la audiencia inicial digan – sí, la persona cometió el delito – hasta que no lleguemos a audiencia final que, para decirte cuál es el proceso – audiencia inicial, audiencia de instrucción, audiencia de pruebas y una audiencia final – entre una de esas puede haber una audiencia especial pero normalmente este es el proceso usual.

Es increíble que a pesar de que la persona cometió el delito, la ley siempre a los ofensores siempre los defienda y diga que es inocente hasta que no lleguemos a la audiencia final que puede tardar meses o años incluso, para muchos de las víctimas y lo entiendo porque cada persona tiene derecho a defenderse pero hay cosas que son indefendibles. Eso es como querer defender todos los conflictos que han pasado en Latinoamérica que si bien es cierto tienen una razón de ser pero que nunca debe de ser la respuesta a veces, la violencia, nunca debe de ser la violencia y siempre le he apostado al diálogo, a ser conciliatorio con las personas pero, en este caso y en este tipo de personas no hay conciliación. Hay otro tipo de recursos, sin embargo no se han dado para estas personas porque sería darle la salida fácil.

Entonces Fiscalía sabe cuál es mi posición, para mi en ningún momento es quitarle el antecedente o que esta persona salga por la vía fácil. De verdad que esta persona cumpla la sanción y no solo por expresiones de violencia sino por los demás delitos que queremos ampliar ya con un asesor privado.

¿Están planteándose contratar a un abogado particular?

Es un abogado que estaría ad honorem, es un amigo mío, es alguien que conozco desde que estamos en el colegio. Lo más seguro que es sería la persona que me acompañaría en la siguiente audiencia. Realmente por cuestiones de que él trabaja pues los abogados no solo llevan un caso, sino varios y realmente muchos licenciados han sido bastante empáticos con mi caso. Algunos me han dado asesorías legales, sin cobrarme absolutamente nada y pues realmente agradezco eso porque, realmente, se nota que la gente ha visto los hechos en redes sociales, saben la verdad y sabe que esta persona, aunque diga la ley que es inocente hasta probar lo contrario, saben que esta persona ha hecho algo que está mal y ya.

Graciela, ¿usted considera que el tiempo que ha llevado el proceso desde su primera denuncia en marzo de 2021, ha sido justo? ¿Ha llevado mucho tiempo?

Normalmente si no está empujando los casos, los casos no se mueven y eso es en cualquier instancia gubernamental acá pero sobre todo en Fiscalía. De ahí lo que sí fue totalmente injusto es que, según la LEIV, en el Art. 57, literal K, dice que – las medidas de protección y cautelares se tienen que dar en el momento de la denuncia  – y eso jamás se me fue dado a mi y jamás fue dado a mi o los testigos a pesar de que vengo pidiéndolo desde hace meses. Jamás se dieron. Eso fue lo más injusto que ellos hicieron.

¿Esto quién se lo tendría que dar? ¿La Fiscalía?

Tuvo que haber sido Fiscalía en ese momento porque ya el expediente, después de la audiencia inicial, se va al Juzgado especializado contra la violencia de la mujer.

También usted mencionó, lo acaba de mencionar, que si no se persigue el caso, si no se anuncia o se habla mucho del caso, el caso no avanza. En relación a esto quiero preguntarle … yo he estado viendo su cuenta de Twitter y veo que prácticamente tuitea mucho sobre el caso. La mayoría de los tuits que vi es en relación al caso. ¿Por qué es esto?

Porque creo que es la única manera de … ahorita estoy reuniendo firmas a través de una plataforma en línea que se llama “Change”, que de hecho es la plataforma de peticiones más grande del mundo. Conozco plataformas desde hace mucho tiempo como activista y pues, inicié la petición para hacer el llamado a las autoridades porque he visto que en otros casos de expresiones de violencia, iguales o más leves que el mío, han tenido una resoluciones más expeditas y en mi caso a penas hemos llevado una audiencia inicial. Esto demuestra que la justicia no es equitativa, siempre es una justicia selectiva y que hay corrupción por parte de las instancias. Realmente quedarme callada, agradezco que no me hayan dado la reserva, porque a veces con la excusa que para proteger tus datos y todo lo demás, no podes hablar del caso. Entonces si le dan reserva pues protegen tus datos pero de qué me sirve proteger mis datos si esta persona ya tiene toda la información, ya consiguió mi teléfono, mi email y todo; entonces para qué protejo mi información y voy a pasar meses o años callada sin poder decir nada. Por qué no dejarle saber a las gentes lo que está pasando en el país. Es algo que no solo me importa a mi sino es darle voz a todas las personas que están pasando exactamente lo mismo y de manera peor.

Imagínate qué es lo que pasa una persona con muchos menos recursos, una persona que tal vez no tuvo la oportunidad de estudiar. Una mujer que está siendo agredida en su casa, trabajo o comunidad pero no tiene el valor de denunciar. Muchas veces tardamos en denunciar y eso fue lo que me pasó a mí. Yo debí denunciar el año pasado, pero justo por pandemia no lo hice porque tenía miedo de salir, miedo de estar yendo a la Procuraduría en un momento que era muy difícil, sobre todo por mi salud y pues creo que si yo me quedo callada es simplemente dejarlo pasar y dejarlo pasar cierta impunidad, irregularidades, negligencias y creo que es importante que los ciudadanos sean los agentes de cambio y no podemos esperar totalmente en la política o los políticos que ellos solucionen el país. Tenemos que ser nosotros los que les demandamos a ellos que hagan su trabajo porque son funcionarios públicos y son pagados con nuestros impuestos.

Lo que me llamó la atención, con base a los documentos que me ha compartido y teniendo en cuenta que el caso no tiene reserva, que fue la Fiscalía la que pidió la “Reserva del caso”; fue la Fiscalía la que, en teoría, es la que le está ayudando a usted. ¿Por qué entonces la Fiscalía pide reserva del caso y usted celebra que no se la dieron?

La verdad es que, como le comento, ha sido bien difícil trabajar con ellos. En teoría ellos están trabajando conmigo y están en mi defensa, porque yo soy la denunciante y no estaba a favor de la reserva pero para el requerimiento me pidieron firmarla. Yo firmé no conforme con ello porque significaba silenciarme. Se lo hice muy expreso al fiscal que no estoy de acuerdo con esto pero lo voy a firmar si es lo que necesito para ir a la audiencia inicial. Yo sabía que al momento que yo hablara la reserva se me iba a denegar y así fue, incluso la otra persona pidió reserva para que no se comentara el caso de nada. A ambos se nos denegó y celebro eso porque no considero que estos casos queden en expedientes que nadie pueda leer o ver. La ventaja de este caso, al no tener reserva es que al tener una resolución favorable y sobre todo al ver todas las irregularidades que se han dado, ir al ir esto a un registro público, al final del proceso cualquier víctima y defensor de las víctimas va a poder apoyarse en el caso. Va a poder decir – bueno a Graciela le pasó esto, pero lo corrigieron o tal vez hicieron otra cosa, entonces nos vamos a ir por esta vía – o dirán – bueno si a ella le ayudaron, ella no tenía reserva (la mayoría de casos tienen reserva puesto que las expresiones de violencia lo tienen debido a resguardar la información de las víctimas, eso lo entiendo) – pero también es una forma de silenciarte a veces, sobre todo cuando tú tienes una plataforma o cuando tú eres conocido en cierto ámbito. Para mi la reserva no era un recurso que yo necesitara, sino todo lo contrario.

Yo lo que leí es que la defensa de Juan Diego Fiallos, no pidió la reserva por lo mismo que usted está diciendo. Usted tuiteaba mucho del caso con la esperanza de que no le dieran la reserva, entonces el argumento de la defensa, por lo que yo leí en el documento de la audiencia inicial, fue que no tenía sentido porque usted ya había hecho público el caso

Eso fue lo que dijo la jueza, pero la defensa sí pidió la reserva para que se protegieran los datos del imputado

Ok. En relación con el proceso del caso de la audiencia inicial … perdón del proceso de instrucción formal, no sé si la fiscalía le ha dicho a usted cuándo puede comenzar la etapa la juicio.

No se me ha dicho nada y no se me ha notificado nada hasta el día de hoy que tenemos, 27 de octubre, y hasta el momento no se me ha notificado nada.

La jueza le ordenó a Fiallos que se abstenga a enviar mensajes o publicar contenido relacionado a usted. ¿Él ha cumplido con esto?

No, porque lo ha hecho de manera indirecta. En el acta, si no me equivoco, se refiere a cualquier acercamiento u hostigamiento indirecta o directa. Entonces faltó a la orden del juez. Tenemos las capturas y toda la cosa. Podemos probar que la persona no cumplió eso y pues, lo más lamentable es que Fiscalía no se ha pronunciado frente a esto. Tampoco ha habido ninguna sanción a pesar de que faltó a la única medida que se le dio. Ahí es donde yo no me puedo quedar callada. Ahí es donde tú ves que esta persona sea cual sea la razón está siendo protegida por el sistema.

¿Cómo calificaría usted entonces el actuar de la fiscalía en su caso?

Arbitrario, totalmente. Hubo un caso muy sonado que fue de un Youtuber, que fue un caso sumamente rápido, porque la denunciante fue una ex candidata a diputada, si no me equivoco, y esta persona hizo muchísimo menos que lo que mi agresor me hizo a mi y mi agresor está totalmente libre y la otra persona todavía está en la cárcel. Entonces ahí ves tú la arbitrariedad y el doble estándar o moralidad que se maneja en el sistema.

De hecho ahí le iba a preguntar sobre esto, la ex diputada del partido Arena, Felissa Cristales, de igual manera denunció a Fiallos y a ella sí le dieron medidas de protección. ¿Qué opinión le respecta esto?

Desconozco el caso de Felissa, porque son expedientes que no se pueden accesar porque tienen, generalmente, cierta protección para la víctima. Algo que me sorprendió mucho, yo he sido testigo de la violencia que Felissa ha vivido moralmente y creo que ella haya estado en política y sobre todo que, Fiallos estuvo en el mismo partido que ella, es una persona que debe de conocer sin duda, personalmente, y vi muchos de sus tuits, porque él lo estuvo poniendo, y vi una de las cosas … de los tuits tanto de él como de ella …

¿Juan Diego Fiallos estuvo en Arena?

Según muestra las fotos y en Twitter, sí, sí estuvo. Entonces por eso me sorprendía más que violentara a Felissa si en teoría habían sido simpatizantes en algún momento. De hecho él es muy amiga de la diputada Villatoro que es de la fracción de Arena. Me sorprendió que la tomara con Felissa. Realmente respeto que se le hayan dado medidas y creo que en el caso de ella hicieron lo correcto, lo que se tiene que hacer en todos los casos. Felissa ha expresado toda su solidaridad conmigo. Es una persona que ha estado retuiteando, ha estado compartiendo y quizá por cuestiones legales de su mismo caso no puede decir o no puede hablar pero definitivamente mi solidaridad con ella porque al menos a ella le dieron medidas de protección.

A la otra persona pues le resolvieron todo el proceso en una cantidad de tiempo rapidísimo, porque este ex youtuber incumplió la orden del juez; en este caso que la persona lo hizo, no se ha hecho nada. No se trata de a quién le han dado medidas o no, porque como ya lo dije la ley declara que en el momento de la denuncia se va a reservar sino que hacer ver los diferentes casos y ver cómo en cada uno se ha actuado diferente.

Sobre todo en la arbitrariedad de cómo a la otra persona por menos se fue presa y esta persona sigue libre, sigue tuiteando, sigue haciendo lo que él quiere.

Le mencioné anteriormente que estuve viendo su Twitter e investigando el caso, más lo que publica usted y Juan Diego han publicado. Ciertamente vi muchas publicaciones en capturas de pantalla donde Juan Diego Fiallos hace comentarios que se pueden interpretar como expresiones de violencia de la mujer según la Ley Integral. Quiero preguntarle, ¿usted publicó el número de Juan Diego Fiallos en una ocasión? Porque vi un tuit referenciando que lo había bajado porque él se lo pidió.

Claro, fue el día que me amenazó el año pasado. Me llamó y él en ese momento me dijo que era del número de trabajo que me había llamado y que por favor lo quitara. Yo todavía, como víctima, lo quité porque no le quería causar ningún problema en su trabajo y no fue intencional que yo lo publicara y realmente solo tomé la captura, en el momento solo sabes que te están acosando y no tenes mucho tiempo de pensar y lo quité. Él puso un tuit sumamente ofensivo y mencionánmente con muchísimas malas palabras. Yo lo quité y lo cual demuestra compasión de mi parte, algo que esta persona no lo ha tenido conmigo y me sorprende que periodistas, inclusive como tú, me digan que tengan que tener cierta compasión con esta persona cuando esta persona no ha tenido compasión con nadie, ni con Felissa, ni conmigo, ni con otra de las diputadas actuales o con ninguna otra mujer; por qué nosotros las víctimas tenemos que defender o proteger al agresor. En ningún momento intenté publicar su número. Él publicó un correo mio en el cual él no era destinatario, porque realmente no lo publiqué con intención, en el momento lo quité, él me lo pidió y en buena onda lo hice porque él no lo merecía. Él era el que me estaba hostigando a mi y pues, llegar al grado de estar hostigando a alguien desde otro país (desde Guatemala), desde su lugar de trabajo, dice mucho de la persona.

Yo lo preguntaba en relación de que se puede catalogar como delito según la Ley de Delitos Informáticos.

Si hablamos de delitos informáticos él tiene una larga lista, así que no creo que venga al caso.

En cuanto al tema de otros casos, así con casos como el de Felissa Cristales, de la ex diputada del FMLN, así como de Bertha María Deleón, ella de igual manera denunció y a ella le dieron protección por parte de la CIDH. ¿Qué refleja esto? ¿Es parte del mismo comportamiento de parte de las autoridades de que si una persona tiene un mayor perfil público se le soluciona con mayor rapidez?

Sí. Totalmente. Creo que con ella lo que sucedió es que ella es licenciada en leyes y tuvo muchísimo apoyo de sus colegas. Eso es como que tu seas médico y te vas al hospital, creo que la gente, más si están tus conocidos y todo, como que te van a atender un poco más rápido y empatía, así como estar pendientes y todo. Con Bertha ocupó ese recurso a pesar de tener su caso reserva, ella ocupó mucho los medios para anunciar su caso, lo cual me parece bien aunque legalmente no podía hacerlo por lo cual, la reserva no me parece un recurso conveniente en este caso de violencia contra la mujer, sin embargo ocupó los medios y tuvo el valor de hablar. Sin embargo su caso, frente al mío, refleja totalmente la doble moral del sistema, lo arbitrario que es … lo que sí me importa y denuncio a esta personas por no tener este perfil no me importa, esta persona está metida en política y esta persona sí le vamos a resolver rápido y esta persona sí tiene una afiliación con personas de mucho poder e influencia, entonces por eso le vamos a favorecer a pesar de que esta persona haya incurrido en actos en contra de lo que se le había dictado a ella.

Al parecer a ella le han amenazado su integridad física. En un tuit reciente suyo mencionó que le habían contado que gente allegada a Fiallos le estarían dando un “sustito”. La pregunta es, ¿han amenazado su integridad física?

Claro. Y no es nuevo. Como te digo, esto ya viene desde hace un año que viene amenazándome. No es de ahorita y ahorita se puede intensificar por lo mismo del proceso y llegó al punto de difamar y calumniar a uno de mis testigos y pues estamos en la fase en que se pueden llamar ya a los testigos y puede ser que eso influya a la hora en que ellos emitan su declaración y tengan miedo porque no hay medidas ni para ellos, ni para mi.

Hablamos sobre el actuar de la fiscalía. Tengo entendido que el Instituto de Medicina Legal le hizo a usted un peritaje. ¿Cómo califica o actuó el Instituto con usted?

Creo que fue el análisis fue bastante benevolente e incluso lo catalogaron en una cantidad de dinero en terapia, como una persona que ha estado en terapia todo este tiempo por decir que esto y a penas te alcanza para arrancar una terapia y no digamos para tratar años y años de acoso que dejan sin duda marcas permanentes en la persona, tanto en la moral, la dignidad como en el subconciente de la misma. No voy a criticar el trabajo de los peritos, porque como profesionales tienen una opinión diferente pero sí, mi opinión personal sobre su trabajo, que a pesar de que evidenciaron el daño sicológico, físico y todo lo demás, lo valoraron y estimaron como en algo que ni tan siquiera te alcanza para una terapia como tal.

Hemos hablado de la fiscalía y del Instituto de Medicina Legal. ¿Cómo califica en general, el actuar de todas las instituciones del estado que se ven involucrados en su caso? Porque también se ve involucrado los juzgados.

En cuanto a los juzgados simplemente solo se dedican a llevar a cabo la audiencia. Realmente no tienen mayor parte en el requerimiento que manda fiscalía sino que más en el acta y lo que se da dentro de la audiencia sin embargo creo que, cualquiera que esté en el área de leyes, lo recomendable es que la jueza dictara medidas ya que ella tuvo que haber visto en el requerimiento que no fueron dadas al principio. Esa es uno de los grandes vacíos que están. Realmente en cuanto al juzgado fue bastante justa, fue bastante (por protocolos de covid) … tu la suerte que me acompañara alguien del ISDEMU, porque ellos brindan acompañamiento en este tipo de casos para que no vayan solas. Fue una licenciada en sicología conmigo y el proceso dentro del juzgado fue totalmente transparente pero el problema fue el vacío que quedó.

Ya para ir finalizando la entrevista, Graciela, son 3 preguntas más. ¿Qué espera que suceda con el caso?

Si ampliamos obviamente hechos, serían varias resoluciones que se tendrían que dar pero si solo nos dedicamos a hablar el tema de violencia de género, esperaría la sansión máxima del literal por lo que está el requerimiento en fiscalía que, si no me equivoco es el literal C de la Ley. También espero que se le de medidas de protección a todos los casos porque pienso que cada persona que denuncia tiene que tener las medidas inmediatas como dice la Ley y creo que cada caso debe de ser lo más transparente posible y que la gente no debe de esperar meses o años para ver una audiencia o para tener una respuesta y una resolución.

Como ya he mencionado, lo más duro es ver a otras personas que están pasando exactamente lo mismo pero que tienen muchos menos recursos y no tienen amigos o personas que las asesoren, aparte de fiscalía, que son personas que dependen totalmente de la institución. Mi idea es que el caso sea favorable, la resolución sea a mi favor y que esta persona quede con este antecedente legal y que no pueda molestar a nadie más.

¿Qué le recomendaría usted al Estado para que se intente erradicar la violencia de género en el país?

Esta ha sido mi propuesta y va a ser mi propuesta, la petición en línea se va actualizando cada cierto tiempo y pronto van a ver esa actualización. Mi propuesta es que la Ley no tenga sansiones de salarios mínimos, porque toda la ley prácticamente son penas de salarios mínimos. Definitivamente la ley tiene que tener una reforma de sansiones más fuertes, de detención provisional o cárcel, de 1 a 3 años y pienso que la gente lo pensaría dos veces antes de estar molestando a una mujer o andar molestando a alguien.

¿Usted considera que el Estado está haciendo lo necesario? Digamos estamos hablando de lo mínimamente necesario para iniciar con el tema.

Creo que es lo mínimamente necesario, pero falta muchísimo todavía. Falta millas para poder avanzar, sobre todo, no solo acá sino en Centroamérica, que los casos tanto de agresiones físicas como verbales y toda la cosa, son bien altos. Realmente la LEIV cubre algunos hechos y las sansiones se quedan muy cortas para lo que es la realidad de acá.

Esto sería todo, Graciela, con referencia a la entrevista en Voces Diario digital. Agradecemos que aceptara la entrevista y estaremos atentos al caso. Si tiene algún mensaje final que dar a la audiencia para cuando se publique la entrevista, puede hacerlo.

Lo que me gustaría que se diera cuenta toda la audiencia y las personas que va a escuchar esto es que pedir la justicia en un caso, sobre todo cuando no hay reserva, es algo en lo que se pueden apoyar todas las demás personas que están viviendo la misma situación o la van vivir porque en este país todas las mujeres son potencialmente víctimas de violencia de género, ya sea emocional, sicológica, física, sexual o cualquier violencia, y es importante darle prioridad a cada caso, porque cada caso es importante. No podemos decir que este caso es más importante porque es persona de tal partido o esta persona, porque es una persona de mucho dinero, es muy influyente. Creo que toda la gente y obviamente ante la ley todos somos iguales y nadie debe de tener alguna preferencia ante la ley, entonces ese sería el mensaje. También les invito a que vayan a mi Twitter ya todas mis redes sociales para que puedan firmar la petición para pedirle a Fiscalía como al fiscal general que se cumpla lo que se ha venido dando.

Reiteramos el agradecimiento hacia usted. Este día contamos con Graciela Ayala, es médico, coautora de una plataforma de Liderazgo juvenil y figura reconocida a través de las redes sociales salvadoreñas. Les esperamos en la próxima edición de la entrevista para abordar otro temática que refiera a la coyuntura nacional.

About VOCES Diario digital

Otras noticias

San Salvador se viste multicolor con Marcha del Orgullo LGBTIQ+

Por Marilyn Rivera, periodista VOCES Este sábado 25 de junio las organizaciones pro diversidad sexual …

Deja una respuesta