viernes , julio 12 2024

HRW reitera que en El Salvador ocurren violaciones generalizadas a derechos humanos durante régimen de excepción


“Sigue vigente un estado de emergencia adoptado en marzo de 2022 que suspendió los derechos básicos. Las autoridades han cometido violaciones generalizadas de derechos humanos, incluidas detenciones arbitrarias masivas, desapariciones forzadas, malos tratos durante la detención y violaciones del debido proceso”, subrayó sobre El Salvador, Human Rights Watch (HRW) en su Informe Mundial 2024.


Para Tirana Hassan, directora ejecutiva de HRW, el año 2023 supuso a escala mundial un periodo de alguna de las peores crisis y desafíos de los últimos tiempos y con consecuencias mortales. Entre los países analizados por este organismo e incluidos en su más reciente informe, resalta la actual situación de El Salvador, en donde los controles y equilibrios democráticos se han desmantelado y un país en el cual cientos de personas han sido capturadas con base a su apariencia, origen social o por llamadas anónimas, según señalaron.


Durante la actual administración salvadoreña, encabezada por Nayib Bukele, la política de seguridad del régimen de excepción, aprobada con dispensa de trámite y sin discusión por la Asamblea Legislativa en marzo de 2022 y prorrogada por casi dos años, ha hecho eco en la región latinoamericana por supuesto éxito en el combate con los grupos criminales de ese país.


A la fecha, las autoridades salvadoreñas afirman la detención de más de 73 mil personas, entre ellas más de 1,600 menores de edad. Con estos resultados de la política de seguridad, el gobierno de turno presume haber disminuido drásticamente la tasa de homicidios que por décadas se registraron en dicho país.


Empero, desde la lectura del HRW, lo anterior se dificulta determinar la exactitud o estimar el verdadero alcance de la disminución de la violencia debido a la falta de transparencia y los “informes de manipulación”.


Hasta finales de diciembre, Cristosal, una de las organizaciones defensoras de derechos humanos en El Salvador, registró un total de 3,678 personas a quienes les vulneraron sus derechos humanos. Entre los principales hechos violatorios destacan las detenciones arbitrarias, los allanamientos ilegales de morada, malos tratos. También desapariciones forzadas y muertes dentro de los centros penales. Este último, hasta finales de 2023, la suma de personas fallecidas ascendía a 212.


Otro de los aspectos en lo que enfatiza HRW en su informe es que durante este periodo la Asamblea Legislativa, con mayoría oficialista, aprobó una serie de medidas para abordad la violencia de los grupos criminales que abrieron la posibilidad de juicios colectivos y el encarcelamiento de niñas y niños de hasta 12 años de edad. Junto a esto, “amplían peligrosamente el uso de la legislación antiterrorista y la prisión preventiva”, añadió el organismo internacional.


HRW sostiene que todo este contexto ha creado un “ambiente hostil” para periodistas y miembros de la sociedad civil y ha desacreditado su trabajo etiquetándolos como “defensores de pandillas”.


Debido a que, durante el actual gobierno se han llevado a cabo diferentes acciones y reformas que a juicio del organismo son contradictorias a las normas internacionales de derechos humanos, HWR cuestiona el uso de políticas de seguridad como el régimen de excepción. “El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, ha utilizado la detención masiva de personas, en su mayoría de bajos ingresos, como una aparente solución a los altos niveles de criminalidad en el país. Ha manipulado los altos niveles de delincuencia para aplicar medidas de seguridad con el fin de hacerse con el poder y consolidarlo”, cuestionaron.

Con edición de Morena Villalobos

About David Ramírez

Periodista de VOCES

Otras noticias

Educación climática, organización comunitaria y resiliencia: la propuesta de ambientalistas frente a los efectos de cambio climático

La Unidad Ecológica Salvadoreña (UNES) y la Mesa por la Sostenibilidad del Agua y el …

Deja una respuesta