miércoles , noviembre 30 2022
Tras el asesinato de los periodistas el pueblo de Holanda colocó cinco cruces frente al consulado de EE. UU. en Amsterdam, una por cada periodista y otra por las víctimas del pueblo salvadoreño.

“Cuando se dice ya pasen la pagina se están poniendo del lado de los victimarios”, Oscar Pérez sobre los crímenes de guerra

El presidente de la Fundación Comunicándonos, Oscar Pérez, consideró que aunque ha pasado el tiempo los crímenes de la guerra, como la emboscada y asesinato de los periodistas holandeses en 1982, deben esclarecerse para cerrar las heridas que aún lastiman a los familiares de las víctimas.


“La verdad hay que enfrentarla, aunque duela”, expresó Oscar Pérez, al participar esta noche en el programa Sin Tapujos de radio y televisión Izcanal sobre los 40 años de impunidad en el crimen de los periodistas Koos Koster, Jan Kuiper, Hans ter Laag y Joop Willemsen, el equipo de IKON Tv asesinado por una patrulla del Batallón Atonal el 17 de marzo de 1982.

Expresó que hay personas que dicen “ya pasen la pagina, siguen hablando de lo mismo”, y cuando esto sucede se maltrata la memoria de las víctimas y a sus familiares. “Cuando se dice ya pasen la pagina se están poniendo del lado de los victimarios”, afirmó.

Oscar Pérez, presidente de la Fundación Comunicándonos, organización que representa en El Salvador a los familiares de los periodistas holandeses en su petición de justicia.

En ese sentido dijo que es importante que una Ley de Justicia Transicional sea aprobada en el país y se trascienda a los discursos “porque sino la impunidad de ayer es la impunidad de hoy”.

Sobre el caso de los reporteros holandeses narró que el día 16 de marzo de 1982 viajaron en helicóptero representante de la Policía de Hacienda y del Estado Mayor Conjunto de la Fuerza Armada hacia la 4ª Brigada de Infantería, con sede en El Paraíso, Chalatenango, para reunirse con el coronel Mario Adalberto Reyes Mena, quien era el comandante de esa unidad militar, y planificar el crimen, según detalles consignados en el Informe de la Comisión de la Verdad de la ONU, que investigó los crímenes de la guerra.

El informe cataloga este hecho como un crimen de lesa humanidad, por lo cual no prescribe.

Los 25 miembros de la patrulla del Batallón Atonal que perpetraron la emboscada se apostaron desde las 5:00 de la mañana en la zona y esperaron hasta las 5:30 p.m. a que los periodistas llegaran al sitio ubicado en las cercanías de Santa Rita y allí los asesinaron a sangre fría.

Oscar Pérez hizo un llamado a los militares que participaron en la materialización del crimen para que “se acerquen a la justicia, que colaboren con la justicia, diciendo la verdad”, pues esto contribuirá “a que esa herida cierre en los familiares y el pueblo de Holanda”.

Detalló también que los periodistas holandeses se encontraban en la zona haciendo su trabajo de investigar la realidad que vivía la población afectada por la guerra, un hecho que molestaba al gobierno de turno, dirigido por el ya fallecido presidente José Napoleón Duarte, y a la Fuerza Armada, pues contradecía el discurso oficial de que la guerra se trataba de un grupo de bandoleros tratando de derrocar al gobierno.

Este crimen, al igual que la masacre de El Mozote, se enmarcó en operativos contrainsurgentes desarrollados por militares que tampoco respetaban las reglas de la guerra y atentaron contra población civil inocente y desarmada, dijo el presidente de la Fundación Comunicándonos, organización que junto a ASDEHU y con el acompañamiento de la Embajada del Reino de los Países Bajos para Centroamérica, representa en El Salvador a los familiares de los periodistas holandeses, quienes piden justicia por los asesinatos que cumplieron 40 años en la impunidad. 

About Carlos Portillo

Director editorial

Otras noticias

Exigen libertad para todas las mujeres capturadas arbitrariamente en el régimen de excepción

En el marco del Día internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, …

Deja una respuesta